Cocina lineal

Cuisine en double linéaire

La cocina lineal, o cocina en forma de I, tiene la particularidad de estar distribuida en una sola pared. La ubicación de los muebles es muy importante, por lo que hay que meditarla previamente para optimizar el diseño y la practicidad.

Descubre los mejores consejos de los diseñadores de Mobalpa para lograr una distribución funcional de tu cocina lineal equipada.

Ventajas de la distribución de una cocina lineal

Cocina azul de una línea

La cocina lineal, que abarca una sola pared, ocupa poco espacio. Se adapta muy bien a las pequeñas superficies de entre 5 y 10 m² y permite tenerlo todo a mano para preparar comidas en buenas condiciones.

Si tu cocina está abierta a la sala de estar, la cocina lineal tiene la ventaja de integrarse con el resto de la decoración y dejar espacio para una cómoda zona de comedor, sin interferir en la zona del salón.

Si, en cambio, dispones de una cocina cerrada y estrecha, los muebles pueden repartirse a lo largo de dos paredes opuestas, siempre que la anchura de la estancia sea de 2,10 m como mínimo.

¿Te gusta esta desarrollo?

Ir a la tienda

¡Ideal para ver y tocar los materiales, los colores y las distribuciones!

Cocina lineal funcional

Cocina azul con madera en formato lineal

En una cocina, la ubicación de los equipos debe respetar el concepto del triángulo de actividad. Es decir, las zonas de almacenaje, lavado y preparación y cocción deben estar cerca las unas de las otras para limitar los desplazamientos.

La nevera y los armarios para alimentos no perecederos pueden colocarse a la izquierda de la encimera. El fregadero y el lavavajillas se disponen en el centro, cerca de los armarios para la vajilla. Por su parte, la zona de cocción se colocará a la derecha junto a las sartenes, las cacerolas y los electrodomésticos pequeños.

La distancia entre las zonas de almacenaje, cocción y lavado se reduce al mínimo, evitando así las idas y venidas inútiles.

Por último, las zonas técnicas (fregadero, placa de cocción, campana o nevera) podrán ocultarse detrás de puertas retráctiles que solo se abren a la hora de cocinar. De este modo, se reforzará el efecto de linealidad de tu cocina alargada.

Cocina lineal estética

Cocina negra en la estantería

La cocina lineal se reserva a menudo a las superficies pequeñas, por lo que será conveniente optimizar la distribución y la luminosidad para dar impresión de mayor tamaño.

La linealidad se puede acentuar con frentes sin tirador. Los electrodomésticos integrados se ocultan discretamente en columnas. Las zonas de almacenaje se maximizan con armarios de cocina de gran capacidad.

La encimera se resalta mediante focos o regletas LED situados bajo los muebles altos. La campana de cocina podrá ser de pared o telescópica para una mayor discreción.

En una cocina cerrada o semicerrada sin ventana, una cristalera de taller será una opción magnífica para dejar entrar la luz natural desde la estancia adyacente y ampliar el espacio.

Por último, los colores y el revestimiento del suelo deberán elegirse en tonos lisos y claros, según desees acentuar la perspectiva lineal de la habitación. También puedes romper el efecto pasillo con un suelo gráfico y unas baldosas de cemento, por ejemplo.

La cocina lineal reúne todas las ventajas de una cocina equipada práctica y de diseño.

¿Quieres saber más sobre las diferentes distribuciones de una cocina lineal? Los diseñadores de Mobalpa te aconsejarán a la hora de acondicionar tu cocina a medida.